Liberación Miofascial con Fisioterapia.

¿En qué consiste la Liberación Miofascial?.

La Liberación Miofascial o también llamada Inducción Miofascial se utiliza en Fisioterapia como terapia enfocada al sistema fascial con el fin de eliminar restricciones o limitaciones funcionales, por lo tanto, actúa sobre el aparato locomotor y el resto de estructuras corporales.

 

Esta técnica se basa en presiones, movilizaciones y estiramientos a nivel fascial que aprovechan las propiedades coloidales del colágeno para influir en la forma de la fascia.

Estructura del músculo fascial

Arriba, imágen de la estructura del músculo.

A la derecha, estructura y fibras de colágeno.

¿Qué es el sistema fascial y qué es la fascia?

La Fascia es un tejido que recubre vísceras, músculos, nervios y vasos linfáticos y sanguíneos. Cada músculo y cada una de sus fibras musculares están rodeadas por fascia. Ésta envuelve todas las estructuras corporales y las conecta entre sí, dándoles soporte y forma e interviniendo en el buen funcionamiento de la biomecánica.

 

Por lo tanto, cualquier restricción o tensión en una determinada parte puede producir tensión en otra zona alejada.

Estructura y fibras de colágeno de la fascia
Qué es el sistema fascial y qué es la fascia

Por ejemplo: ¿POR QUÉ ME DUELE EL CUELLO? ¿TENGO UNA CERVICALGIA CRÓNICA?

 

Puede que el origen de tu problema no esté en el trapecio.

 

Una restricción fascial en el estómago por problemas digestivos o en el diafragma por problemas de ansiedad podría provocar una retracción fascial encadenada de la parte anterior del tórax modificando la posición de la musculatura anterior del cuello y con ello la aparición de problemas de cuello y trapecio.

La Liberación Miofascial es muy útil en el tratamiento y el restablecimiento del equilibrio corporal, eliminando los síntomas dolorosos y recuperando el buen funcionamiento del aparato locomotor.

 

El Diccionario Médico Salvat define la Fascia como aponeurosis o expansión aponeurótica, y a la aponeurosis como membrana fibrosa blanca, luciente y resistente, que sirve de envoltura a los músculos o para unir éstos con las partes que se mueven.

La Liberación Miofascial es muy útil en el tratamiento y el restablecimiento del equilibrio corporal, eliminando los síntomas dolorosos y recuperando el buen funcionamiento del aparato locomotor

A la derecha, fotografía de R. Thompson ©. “La estructura fascial como cubierta muscular”.

Fotografía R. Thompson ©. "La estructura fascial como cubierta muscular".

Funciones del Sistema Fascial

– Protección: el sistema fascial protege y envuelve todos los componentes del cuerpo manteniendo la integridad anatómica de cada uno de ellos. El sistema fascial actúa como red ininterrumpida y completa en todo el cuerpo, solo hay un sistema fascial.

 

Andrzej Pilat en el libro “Terapias Miofasciales: Inducción Miofascial” destaca que: “La fascia constituye la primera barrera protectora contra las variaciones de tensión en respuesta a los impactos mecánicos internos y externos; los absorbe y, de esta forma, preserva la integridad de la estructura que envuelve y protege. Actúa como un amortiguador y como un sistema de dispersión de impacto. Esta función es muy importante en las meninges”. Por lo tanto, otra función a destacar sería:

 

– Absorción de impactos y amortiguación de presiones.

 

– Mantenimiento de la masa muscular en una posición óptima: dependiendo del estado en el que se encuentre el sistema fascial puede provocar una restricción en el movimiento o incrementar la fuerza muscular.

 

– Suspensión y sostén: el Sistema Fascial soporta y une todos los componentes corporales del interior y exterior permitiendo cierta movilidad y con ello, posibles adaptaciones.

 

– Equilibrio postural: estas adaptaciones o compensaciones pueden provocar un desequilibrio en el Sistema Fascial que pueden tener como consecuencias malas posturas o posibles lesiones futuras.

 

– Nutrición del tejido: el Sistema Fascial cuenta con una red de capilares y ayuda en el mantenimiento de la temperatura corporal.

 

– Coordinación hemodinámica: tanto el sistema vascular como linfático están unidos por el sistema fascial. El Sistema Fascial actúa como sostén y ayuda en los canales y en el proceso de retorno de la sangre y linfa al corazón.

 

– Propiocepción: el Sistema Fascial es capaz de transmitir el movimiento, los impulsos mecánicos, y mandar información de éstos para realizar los cambios necesarios a nivel postural.

 

– Ayuda en la preservación de la temperatura corporal.

Funciones del sistema fascial

Lesiones en el sistema fascial y tratamiento fisioterapéutico.

Son frecuentes las lesiones en el sistema fascial.

 

Una restricción en la fascia es un cambio estructural de ésta producido por una mala higiene postural, acciones de la vida diaria, movimientos repetidos, una caída o un traumatismo o una sobrecarga del sistema fascial pueden generar problemas y malos hábitos en el comportamiento postural y en el patrón del movimiento.

 

Cuando aparece una lesión, el sistema fascial ayuda realizando una adaptación o compensación. Ésta no debe permanecer demasiado tiempo, puesto que sustituirá la acción que realizaba la parte dañada, pero acarreará otras consecuencias, pudiendo afectar a otros segmentos más lejanos.

 

Cuando el tejido se daña sufre cambios para su restructuración pasando por la etapa de Cicatrización y produciéndose un tejido desalineado y no funcional.

Lesiones en el sistema fascial y tratamiento fisioterapéutico

La Fisioterapia se encarga de ayudar y tratar estas lesiones con el objetivo de un restablecimiento de la alineación de las fibras, un alivio del dolor, la corrección de restricciones, una recuperación funcional y una buena colocación postural.

 

El tratamiento de liberación miofascial debe ser individualizado con una visión global del paciente. Es importante hacer una valoración en estático y en dinámico, viendo la amplitud del movimiento. Dentro de esta evaluación se explorará la temperatura de los tejidos y el aspecto visual.

Las presiones y movimientos realizados por el Fisioterapeuta en la terapia de Liberación Miofascial consiste en maniobras suaves y lentas. Es importante “acompañar” al tejido fascial.

 

Las técnicas de Liberación Miofacial se dividen en:

 

Técnicas superficiales de liberación miofascial: deslizamiento en “J” (para aumentar la movilidad de la piel), deslizamiento transverso o Stroke transversal (en dirección transversa a las fibras) y deslizamiento longitudinal o Stroke vertical (la presión es aplicada con los dedos, nudillos o codos).

 

Técnicas profundas de liberación miofascial: manos cruzadas, planos transversos, técnicas telescópicas y balanceo de la duramadre.

 

En las sesiones de Fisioterapia se realizarán además movilizaciones articulares y técnicas de estiramiento y de reeducación postural global.

Indicaciones en el tratamiento con liberación miofascial.

Esta técnica tiene diversidad de indicaciones, entre ellas se encuentran:

 

  • Tendinitis
  • Cervicalgias
  • Dorsalgias
  • Lumbalgias
  • Ciática
  • Hombro doloroso
  • Fibromialgia
  • Cicatrices postraumáticas
  • Cicatrices postquirúrgicas

En AVANFI, se realiza una valoración previa en todas las sesiones con el fin de establecer un tratamiento adecuado. El Fisioterapeuta recomendará ejercicios para trabajar la auto liberación fascial dependiendo de cada paciente y lesión con el principal objetivo de eliminar el dolor, aumentar de la movilidad articular y del restablecimiento del aparato locomotor.

El Fisioterapeuta recomendará ejercicios para trabajar la auto liberación fascial dependiendo de cada paciente y lesión con el principal objetivo de eliminar el dolor

Vídeos con secuencia de ejercicios para Liberación Miofascial.

Liberación Miofascial cadena anterior

Liberación Miofascial cadena posterior

Secuencia Global I

Secuencia Global II

BIBLIOGRAFÍA

Becker RF. The meaning of fascia and fascial continuity. Osteoopathic Ann, 35-46, 1975.

Travell J.G., Simons D.G., 2004, Dolor y disfunción miofascial. El manual de los punto gatillo, 1º Ed., Volumen 2.

Chul Won Moon. Myofascial Pain Syndrome. J Korean Pain Soc. 2004; 17 (Suppl): S36-S44

Estévez Rivera E. A. Dolor miofascial. MediUnab. 2001; Vol. 4 Número 12. 161-165.

Hernández Felix M. F. Síndromes miofasciales. Reumatol Clin. 2009; Vol. 05 Núm.Extra 2. 05:36-9

Insausti Valdivia J. Dolor miofascial, manual de exploración y tratamiento. Ergon, España. 2006.

TÉCNICAS FISIOTERAPÉUTICAS AVANFI

En Avanfi contamos con un equipo multidisciplinar para un abordaje Fisioterapéutico integral y completo de las patologías.

En Avanfi contamos con un equipo de diferentes especialidades. En la unidad de cirugía, el Fisioterapeuta le acompañará con una preparación pre-operatoria, con una exploración intraoperatoria para conocer con exactitud su caso y su intervención y con un tratamiento post-operatorio para un mayor éxito en la recuperación

Preguntar por la Especialista en Fisioterapia Victoria Quiñones
vqsfisioterapia@gmail.com

Información de Contacto

Avanfi, calle Orense, 32. Madrid, CP 28020

+34 685 490 988 | 910 241 343

vqsfisioterapia@gmail.com | info@avanfi.com

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies